Su poder será presente pero no decisivo

Cuatro razones por las que Donald Trump se convertirá en una fuerza apagada

En un brillante ensayo en The New York Review of Books, Fintan O'Toole sostiene que aunque "la maligna presidencia de Donald Trump parece moribunda, está también vigorosamente viva". Despues de todo, la vida después de la muerte ha sido el "tropo gobernante" de Donald Trump, el empresario, candidato y presidente en bancarrota.

Cuatro razones por las que Donald Trump se convertirá en una fuerza apagada
ROF_TrumpJesus
Trump-Cristo

Este otoño, O'Toole escribe, Trump elaboró una narrativa en la que contrajo COVID-19 para "inmolarse", como en un ritual de "auto-sacrificio similar al de Jesús": "Murió" en el Hospital Walter Reed y luego resucitó con la capacidad y fuerza del Nazareno. Aquellos que creen que el sistema se corrigió a sí mismo en las elecciones de 2020 deben enfrentarse a una base republicana que es "inmune a sus resultados" porque "todo está amañado contra ellos" y "una vida después de la muerte que no está en el otro mundo sino en éste, la larga posteridad de Donald Trump".

O'Toole puede tener razón.

Pero también se puede argumentar que mientras el hiper-partidismo continúe envenenando la política americana, Trump se convertirá en una fuerza apagada.

Porque siempre aparecerán nuevos actores, y nuevos payasos, para mantener y entretener el circo.

Aquí hay cuatro razones que apoyan esta conjetura:

1) Un número sustancial de estadounidenses que abrazaron a Trump porque promovió su agenda evangélica o económica o porque les metió el dedo en el ojo a los del "establishment" (las élites, aunque el propio Trump es un billonario perteneciente a esas élites), por supuesto que pasaran colgados a los sus locos tuits, incluso cuando Twitter le quite el trato especial de sus prerrogativas y el poder de la presidencia. Otros fans MAGA llegarán a la conclusión de que los Reality TV no son tan absorbentes ni divertidos ahora que el jefe ya no podrá contratar -ni despedir- a ningún aprendiz. Un sondeo de Gallup publicado el 30 de noviembre encuentra que la aprobación de Trump entre los republicanos bajó 6 puntos porcentuales en el último mes.

Para ayudarle a captar la atención de los medios de comunicación, las cadenas de noticias por cable, la radio y los servicios de streaming, Trump está aparentemente considerando firmar o comprar un espacio en las nuevas cadenas noticiosas de la extrema derecha, One America News Network o Newsmax. Pero el pico posterior al 3 de noviembre en los previamente modestos índices de audiencia de estos incipientes medios de comunicación conspirativos será probablemente temporal. Más importante aún, cualquier trato con los competidores seguramente alienará a Fox News, la cadena que lo llevó a la presidencia, que ahora tiene menos incentivos para seguir siendo una "Trump TV" como hasta antes del 3 de noviembre lo ha sido. Habiendo provocado la ira del Trump al declarar la noche de las elecciones que el ex vicepresidente Biden ganaba Arizona (lo cual hizo), Fox, molesta por los agravios del presidente, piensa en no dar más acceso ilimitado de Trump a sus telespectadores.

2) Los aspirantes a la nominación presidencial republicana en 2024 ya se están moviendo. Una corta lista incluye al Vicepresidente Mike Pence, al Senador Tom Cotton (R-Ark.), al Senador Ted Cruz (R-Texas), al Senador Marco Rubio (R-Fla.), al Senador Josh Hawley (R-Mo.), y a la ex gobernadora de Carolina del Sur y Embajadora de las Naciones Unidas, Nikki Haley. Para seguir siendo relevante, Trump insinuará que se presentará de nuevo o declarará su candidatura. Sin embargo, mantener a todos los aspirantes "tan congelados como le ocurre a una vacuna del COVID19" durante años será difícil, especialmente si Trump comienza a flaquear o a desvanecerse y parece probable que será derrotado en 2024.

3) La montaña de litigios a la que se enfrenta Trump muy probablemente resultará en revelaciones sobre él tanto política como personalmente perjudiciales. Los tribunales obligarán a Trump a entregar los registros -incluyendo las declaraciones de impuestos- y a testificar bajo juramento. La Fiscal General de Nueva York, Letitia James, y el Fiscal de Distrito de Manhattan, Cyrus Vance, están investigando "posiblemente una extensa y prolongada conducta criminal", incluyendo el fraude de seguros y bancario relacionado con la falsificación de bienes. Incluso si Trump se perdonara a sí mismo y el Tribunal Supremo afirmara que la acción es constitucional, no estaría inmunizado contra el enjuiciamiento por el Estado de Nueva York.

El Servicio de Impuestos Internos completará su auditoría de las declaraciones de impuestos de Trump. La Cámara de Representantes ha citado los registros financieros de la Organización Trump. Trump ha sido nombrado como un co-conspirador no acusado que violó las leyes de financiación de campañas. En una demanda por difamación que involucra una acusación de violación sexual, la escritora de revistas E. Jean Carroll no se ha detenido en su búsqueda de evidencia del ADN del presidente. Ivanka, Donald Jr., Eric, y Jared Kushner probablemente también se encuentren en peligro legal.

Si bien hasta ahora Trump ha sido hábil en aprovechar esas impugnaciones legales en beneficio propio, es probable que eso cambie -a pesar de sus esfuerzos- una vez que deje su cargo y los casos sigan adelante.

4) Se han planteado preguntas legítimas sobre la salud de Trump. A sus 74 años, Trump es obeso, le gusta la comida rápida, toma medicación para el colesterol alto y cree que el ejercicio físico drena al cuerpo de recursos energéticos finitos.

A pesar de su interés en volver a la Casa Blanca en 2024, puede que simplemente no esté a la altura. Y eso puede ser obvio, incluso para su base.

Pronosticadores como Donald Rumsfeld, Secretario de Defensa de George W. Bush, a menudo enfatizan que siempre se deben tener en cuenta las tres probabilidades de un evento cognitivo: lo conocido, lo que conocemos como desconocido y lo que desconocemos que nos es desconocido (cosas que no sabemos que no desconocemos).

Y mientras miramos hacia el futuro, los expertos cuentan con la certeza de dos conocidos sobre Donald Trump: Sus únicos motivos son el dinero, el poder, el interés propio y la autopromoción y no se quedará -o se irá- a ningún lugar en silencio.

Comentarios
Cuatro razones por las que Donald Trump se convertirá en una fuerza apagada
You are using Opennemas CMS
TRY IT NOW